París, del Velib al Autolib…

Pensando, supuestamente, en el medio ambiente, después del servicio de bicicleta, llega el del auto eléctrico. París se convierte así, en la primera ciudad del mundo en ofrecer esta prestación a sus ciudadanos y visitantes. La “Bluecar” se podrá alquilar y en la lista de ventajas, la principal, es que no contamina.

Últimamente se considera, que la revolución energética pasa por el coche eléctrico y París, tomó la iniciativa. Se lanzó un perído de prueba para poner a punto al coche y al nuevo sistema. Pronto veremos qué ciudades serán las “early adopters” que se suban a esta nueva tendencia. La Bluecar, diseñada y ensamblada por la italiana “Pina Farina” funciona a batería recargable y asciende cómodamente a 5o km/h.

Desde principios de octubre, 66 vehículos circulan en la capital francesa, son parte del “Autolib” el nuevo servicio de alquiler de coches no contaminantes, sin ruidos ni olores desagradables. Funciona igual que el “Velib” sistema de bicicletas instalado desde el 2007. Se paga un abono mensual de 12 euros y un alquier de 5 cada media hora. Se retira el vehículo en una parada y se devuelve en la que mejor convenga. Si el principal objetivo es que los franceses dejen el coche en casa, cuántos “Bluecar” habría que lanzar al mercado ?

About St Xavier Octavius

This fan of reincarnation has evidences to have lived during the XVII Century, in the renaissance Florence, and in the romantic Paris of XIX. Of diverse but complementary educational background, graduated in International Relations and International Trade majored in Journalism, Strategic Communication and Coolhunting. Is a Film Critic, speaks several languages and has lived in Buenos Aires, Rio, NYC & Paris, actually lives in Barcelona where continually travel throughout Europe. This curious, Gemini and argentinian has founded FRONTROW and met in the Coolhunting the passion for Trends Analysis and the synthesis of his experience and background. From 24hcoolhunter talk about communication & the power of trends cult.
This entry was posted in L'air du Temps, Serendipity and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Comments are closed.